Simbolo de información Pasar al contenido principal

Los escenarios deportivos regresan a su horario habitual, prestarán servicio desde las 5:00 a. m. hasta las 11:00 p. m. Ingresa aquí, para ampliar la información

Más información
Noticias

Cómo ser valiente sintiendo miedo: la historia de María Alejandra Rojas en el boxeo

Alejandra Rojas Boxeo
Fecha de creación: 07/06/2021 - 11:46
  • Este es un relato sincero de lo que vivió cuando decidió practicar boxeo.
  • La deportista afrontó la negativa de su familia y el temor que le producía subirse al cuadrilátero a competir. 

María Alejandra es de piel blanca, manos suaves, figura atlética y cuando habla se le nota segura y madura, propio de una mujer que sabe lo que quiere. Sus ojos grandes, negros, dejan ver un alma limpia y sincera. Esos mismos que se dilatan, de emoción, cuando habla de boxeo.

“Mi prioridad hoy es el deporte y el resto lo organizo alrededor de él. Cuando empecé, nunca se me ocurrió que esto fuera a llegar a suceder”. Lo dice porque su inicio no fue fácil. Se enamoró del boxeo, paradójicamente, cuando se suponía iba a empezar en artes marciales mixtas. En el mismo lugar de entrenamiento compartía con los deportistas de boxeo, disciplina que la fue enamorando.

“Lo que yo fui a hacer no me llamó tanto la atención, pero viendo a los de boxeo me dije: yo quiero hacer eso. Hablé con el profesor y me dijo qué días eran las clases de prueba, fui y ya van seis años desde eso”, añade la deportista de 23 años.

En un comienzo María Alejandra solo quería entrenar, tener un gran estado físico y disfrutar del deporte sin competir. Le producía miedo enfrentarse con alguien más en el cuadrilátero. “El boxeo es tener valentía aún sintiendo miedo”, agregó.

Le tocó subir la guardia, asumir posición de ataque y provocarle un nocaut a sus temores. Luego del primer combate, ya no pudo parar. “Me dije: esto es lo que quiero, y así fue que empezó mi historia en el boxeo”.

Cuando creía que había superado lo más difícil, se encontró con la negativa en su familia. “Sálgase, eso no es para mujeres, estudie, enfóquese en otras cosas”, fueron las respuestas que le dieron en casa. Sin embargo, con esa misma convicción y seguridad con la que se expresa, se apretó los guantes y comenzó a lanzar jabs a la indiferencia de sus seres queridos.

Más que un entrenador, un amigo

Demostrarle a su familia que su pasión por el boxeo iba en serio se convirtió para María Alejandra en una prioridad. Es cuando Gustavo Ospina, formador del INDER Medellín, jugó un papel clave. “Él más que mi entrenador, es mi mentor”. Su respaldo y apoyo decidido le permitieron demostrar no solo su pasión por el boxeo, sino su talento. Hoy María Alejandra es múltiple campeona departamental, logro que consiguiera con el Instituto en representación de Medellín.

“Eso fue un aprendizaje fuerte, de cómo persistir a pesar de que las personas que vos más quieres no te apoyan”, narra sin asomo de tristeza y con una firmeza en la voz que solo la da la seguridad de saber hacer las cosas bien.

Su sueño, según una entrevista dada al Instituto hace tres años, es llegar a unos Juegos Olímpicos y para ello trabaja todos los días. Su familia, luego de mucho tiempo, entendió que la pasión de María Alejandra no iba a cambiar y decidieron apoyarla. “Es muy gratificante que ellos se den cuenta que esto es algo que amo y que lo acepten”

El Instituto, entre tanto, continuará apostándole al deporte como motor de transformación social y a lograr que personas como María Alejandra nunca dejen de soñar.

“El INDER se siente en mi vida, en el apoyo que nos dan constantemente para llegar a las metas y ser las personas que queremos”, concluyó María Alejandra Rojas, una valiente que nunca ha dejado de tener miedo. 

Alejandra boxeo

 

Documentos de interés

INDER en las redes

anti corrupción
Hora Legal Colombiana
Colombia compra
Gobierno en linea
Urna de cristal