Pasar al contenido principal

El bicicross es un cuento de niñas

Juanita Calle - Bicicrós
Fecha de creación: 06/10/2019 - 23:33

El país se detuvo cuando Mariana Pajón se coronó campeona de BMX en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, Juanita Calle observaba atenta. Gracias a Mariana las miradas se volcaron sobre este deporte del que no mucho se hablaba, y si se hacía, era en referencia a las categorías masculinas. Cuando Juanita se enteró de que alguien de su tierra y, en especial que una mujer había logrado tal hazaña, supo que ese podía ser su deporte.

Sus padres fueron en su tiempo campeones de béisbol, su padre, y de softbol, su madre. Sin embargo, desde pequeña no logró contagiarse por la pasión al bate y la pelota. Incursionó en el patinaje y la natación, pero sentía que le faltaba algo. Ella quería sentir la adrenalina correr por sus venas. Con el triunfo de Mariana, Juanita descubrió que quería cambiar las bicicletas que siempre tuvo de la Barbie por bicicletas de bicicross.

Si bien Juanita no siguió con la herencia del deporte de sus padres, sí conserva el espíritu competitivo de ellos. Por su parte, sus padres la apoyan en todo lo que quiera emprender, eso sí, siempre y cuando sepa que el deporte requiere disciplina, dedicación y, sobre todo, un amor desbordado por lo que se hace.

Documentos de interés

CertificacionesLogo INDER